Afortunadas, es una marca que nace en las Islas Canarias, en un paraíso que sus creadoras quieren compartir con el reto del mundo, la sensación de la brisa marina en la cara, el rumor del viento entre las hojas de la Laurisilva, el brillo de las estrellas de uno de los cielos más limpios del mundo, la textura de la lava o el olor de la floración de especies autóctonas tan originales como el Tajinaste.

Afortunadas utiliza materiales naturales, muchos de ellos ecológicos, imprime sus telas de manera amable con el medio ambiente, manufactura sus productos en la UE con proveedores que respetan los derechos de sus trabajadores, fundamentalmente en Canarias y en el resto de España, y se ocupa de que sus empleados trabajen en condiciones dignas y puedan conciliar su vida laboral y familiar.